• Pueblos Indígenas en Brasil

    Pueblos Indígenas en Brasil

    Hay 896.917 personas indígenas en Brasil, distribuidas entre 305 grupos étnicos. La mayor amenaza para los pueblos indígenas no solo es que ya no se establecerán nuevos territorios indígenas, sino que existe el riesgo de que se revoquen los procedimientos de demarcación existentes. Con el gobierno de Jair Bolsonaro, ex capitán del ejército y candidado de la bancada evangelista, hay un riesgo grave de retroceso para los derechos constitucionales de los pueblos indígenas de Brasil.
  • Inicio
  • Brasil
  • Lula electo presidente de Brasil: ¿Qué oportunidades y desafíos vislumbran los pueblos indígenas con el nuevo gobierno?

Lula electo presidente de Brasil: ¿Qué oportunidades y desafíos vislumbran los pueblos indígenas con el nuevo gobierno?

El pasado domingo 30 de octubre, con una apretada diferencia de menos de 2 puntos, Luiz Inácio “Lula” da Silva logró imponerse sobre Jair Bolsonaro y resultó electo presidente de Brasil. Bolsonaro deja el cargo de primer mandatario con un oscuro legado en materia de políticas que afectan negativamente, entre otros, el tema indígena.

“Esperamos que algo pueda mejorar con la victoria de Lula, dado que en la historia reciente de Brasil los derechos de los pueblos indígenas nunca habían sido tan execrados como durante el mandato de Bolsonaro”, comentó Indianara Machado, Guarani-Kaiowá y miembro de la Asociación de Jóvenes Indígenas (AJI) de la Reserva de Dourados.

El resultado del proceso electoral hace resurgir los interrogantes acerca del futuro de los más de 300 Pueblos Indígenas que habitan en Brasil. En particular en el Amazonas, hogar también de la mayor concentración conocida de personas en aislamiento voluntario. Según datos del Instituto brasileño de Investigación Espacial (INPE), entre 2019 y 2021, con Bolsonaro en el poder, la tasa de deforestación de la Amazonía brasileña se incrementó en un 73%.

Esta deforestación rápida y a gran escala refleja una agenda política que privilegió los intereses de empresas y terratenientes por sobre los derechos de los pueblos indígenas constitucionalmente reconocidos. En nombre del “desarrollo nacional”, la administración bolsonarista atentó contra los procesos y las instituciones encargadas de la demarcación de tierras indígenas, liberando el acceso a territorios protegidos para su explotación económica. También durante este período se registraron violentos ataques contra pueblos indígenas por parte de grupos aliados con los intereses económicos, como sucedió con los Guarani-Kaiowá mientras reclamaban su territorio tradicional en la región del Mato Grosso do Sul. 

Frente a este escenario, las esperanzas de pueblos indígenas y activistas climáticos, entre otros, están puestas sobre el gobierno del nuevo presidente Lula. En su primer discurso como presidente electo, Lula aseguró que va a luchar por la “deforestación cero” de la Amazonía y que la “pacificación del medioambiente” es un compromiso asumido con los pueblos indígenas y con la biodiversidad. De acuerdo con su sitio oficial, ya en junio de este año Lula había asegurado saber cómo proteger la Amazonía y prometió públicamente dar marcha atrás con la política abusiva de Bolsonaro con los pueblos indígenas. A nivel institucional, se comprometió a “crear un ministerio para las causas de los pueblos originarios”.

“Incluso con la victoria de Lula, continuamos nuestra lucha de forma autónoma, en defensa de nuestros derechos, rescatando nuestras conquistas arrebatadas en los gobiernos anteriores”, resaltó Indianara.

Indianara explicó que de los múltiples desafíos a los que deben hacerle frente los pueblos indígenas, preocupa particularmente el “paquete de destrucción” impulsado desde el Congreso, en su mayoría por diputados bolsonaristas, el cual incluye la desregulación de las licencias medioambientales, la legalización de pesticidas prohibidos en Europa y el acaparamiento de tierras públicas.

"IWGIA está cautelosamente esperanzada con la noticia de la victoria de Lula y esperamos que muchas de las políticas impulsadas durante el gobierno de Bolsonaro sean revertidas, para la protección de los derechos de los pueblos indígenas en Brasil y para el manejo responsable de la Amazonía", dijo la Directora Ejecutiva de IWGIA, Kathrin Wessendorf.

 

Foto: Minería en el río Uraricoera, Tierra Indígena Yanomami, Roraima, Brasil. Crédito: Bruno Kelly / HAY

 

Para saber más sobre la situación de los pueblos indígenas en Brasil, lea nuestros últimos artículos y publicaciones aquí.

Etiquetas: Derechos Territoriales, Biodiversidad

CONTINÚA CONECTADO

Sobre nosotros

El Grupo Internacional de Trabajo sobre Asuntos Indígenas (IWGIA) es una organización global de derechos humanos dedicada a promover y defender los derechos de los pueblos indígenas. Conócenos

Por consultas de prensa, haga clic aquí 

 

Mundo Indígena

Nuestro anuario, El Mundo Indígena, ofrece un informe actualizado de la situación de los pueblos indígenas en todo el mundo. Descargar El Mundo Indígena

Reciba información actualizada mensualmente cuando se suscriba a nuestro boletín de noticias

Contáctanos

Prinsessegade 29 B, 3er piso
DK 1422 Copenhague
Dinamarca
Teléfono: (+45) 53 73 28 30
Mail: iwgia@iwgia.org
CVR: 81294410

Informar sobre posible mala conducta, fraude o corrupción

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto